Libros/Poesía/Reseña

Atravesar las aguas: Bitácora de Nadie, de Álvaro Solís

-bitácora-de-nadie-digital-

Bitácora de nadie
Álvaro Solís
Calygramma/CONACULTA/INBA
México, 2013
73 p.p.

Bitácora de nadie
Álvaro Solís
Valparaiso Ediciones
España, 2013
83 p.p.

por Mijail Lamas

Hay poetas que construyen, a partir de un sólido andamiaje formal, paisajes exteriores donde la imaginación se solaza en la superficie. Hay otros cuyo fundamento formal les sirve para crear una base donde saltar a la profundidad de las aguas móviles en busca de lo que Antonio Machado a través de Abel Martín llamó “la esencial heterogeneidad del ser”. Álvaro Solís es de estos últimos.

Representante destacado de una generación heterogénea en el ámbito de la poesía en lengua española, Álvaro Solís se destaca por explorar de manera atenta algunas de las texturas más alucinadas del lenguaje universal de la poesía moderna, por lo que su obra es a la vez personal reescritura y continuidad inventiva.

Bitácora de nadie, último libro de Álvaro Solís, plantea un ejercicio de reinterpretación de la propia obra poética, el autor vuelve sobre sus propios pasos, se autorefiere –otra forma de la metapoesía- al construir un corpus nuevo a partir de textos ya publicados en diferentes volúmenes. No es, por lo tanto, una antología personal. La ausencia de nota introductoria o advertencia del autor  e incluso cuarta de forros, apoyan esta noción de libro inédito. Es entonces el libro una materia estable que brinda consonancia a impulsos diferentes.

Bitácora

En Bitácora de nadie el sujeto de la enunciación lírica renuncia a la autoría de sus propios palabras, se otorga el papel de escribano de una potencia poética.

Alguien dicta lo que escribo, su voz habla a mis manos, yo no escucho, no es palabra sustrato, es latido.

La voz dicta la imagen encriptada del mundo, es un río que parte en dos el sueño y la vigilia, que en el oficio arduo del escribano se va transformando en verso de largo aliento, verso de la doble estirpe bíblica y homérica asentada en el Caribe, ese mediterráneo americano: Saint-John Perse, José Carlos Becerra, Derek Walkot, Virgilio Piñera y José Luis Rivas.

Yace en las velas la memoria del viento más de azul que de ceniza.
El viejo Capitán ha cambiado el timón por los brazos de Helena.
La noche ha dejado de avanzar hacia lo oscuro…

Muchas son las obsesiones que se hacen presentes a lo largo de esta Bitácora de nadie, todas ellas van unidas por la presencia femenina del agua. Ya sea en el relato familiar que funda una mitología:

Mi padre, solo por el mundo de las idolatrías,
esperaba la vuelta de mi abuelo que se embarcaba en el Carmen
y se dormía al esperar,
soñaba que un inmenso cuerpo de agua,
que lo sacudía por el cuello,
lo injuriaba.
Y mi padre se despertaba entonces,
subía al mástil de los barcos,
se lanzaba al río
queriendo ser un pez que sabía volar,
nadaba por horas contra la corriente
hasta el cansancio, hasta el sueño
donde un inmenso cuerpo de agua lo sacudía por el cuello
y le cantaba las canciones que mi abuela no pudo.

También encontramos al que busca aturdirse en otra piel para fundar un reino en el centro de la cotidianidad corroída por los días:

Bailar, besarnos,
variar el nuestro abrazo al ritmo de la música,
al ritmo de esta noche última donde no dueles todavía
y es posible salir a la calle,
sin encontrar tu nombre mal escrito en las pequeñas sastrerías,
en las tiendas de abarrotes,
en las angostas fondas donde se come mal pero se come siempre.

O al que funda un pueblo de estirpe nerudiana:

Este es el pueblo sin lugar bajo la noche.

“El ser consagrado al agua” nos dice Bachelard, “es un ser en el vértigo”, éste imita a Caronte desafiando las aguas donde la única manera de trascender el olvido es a través de la poesía:

Largo, lo que se dice hondo,
hondo, lo que se dice turbio,
amargo es el río que será necesario cruzar cuando anochezca.

Así el yo poético de estos poemas nos devela una profundidad concreta de las pasiones humanas, cada uno nos requiere una larga respiración para poder sumergirnos.

La muerte anda en secreto y ronda
los rincones de la ciudad donde nadie espera a nadie.
La muerte ronda el aire, el agua,
el reflejo de las hojas que el otoño arranca a los amantes
que mañana llorarán por no estar juntos.
La muerte
ronda
sin saberlo nadie por el río, por la sangre, adentro,
y hace migas con los sauces,
con las manchas del jaguar que pronto oscurecerán la tierra.
Sin saberla ronda la muerte nuestros pasos,
sin ganas de salir corriendo a donde ronda ronca la soledad de otras gentes,
donde la muerte ha saciado sus ganas de fermentar la tierra de los sauces,
de la tumba, del jardín, la de las manchas de jaguar, oscurecidas.

Como la muerte ronda los secretos de la vida
y nos alcanza,
es mejor navegar
hacia donde el río rebasa su horizonte.

En estos poemas encarna lo transitorio, noción heredada de Heráclito, los elementos que componen este canto fluyen para permanecer en la página y el lector siendo el mismo es ya otro.

Bitácora de nadie obtuvo el II Premio Alhambra de Poesía Americana para obra publicada, lo que reafirma la ya sólida trayectoria de su autor, así como da cuenta de la vitalidad de la poesía mexicana más allá de sus fronteras.

__________________________
Mijail la botaMijail Lamas es poeta, traductor y crítico. Nació en Culiacán, Sinaloa, el 22 de febrero de 1979. Ha publicado los libros de poemas Contraverano (2007), Cuaderno de Tyler Durden seguido de Fundación de la casa (2008) y Un recuento Parcial de los Incendios, selección de poemas(2009). Obtuvo el accésit del XXVII Concurso de Poesía Ciudad de Zaragoza en 2011 y el Premio Nacional de Poesía Clemencia Isaura en 2012. Twittea en @mikhailenko

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s